Podcast CAMPUS
Al aire

Jóvenes de la Unison expresan sus motivaciones y retos como madres solteras

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Dos estudiantes de la Unison expresaron sus motivaciones y esfuerzos académicos para estudiar y concluir sus respectivas carreras

En ocasión de celebrarse este 10 de mayo el Día de la Madre en México, como una expresión de reconocimiento y a la vez homenaje a su condición de vida, dos jóvenes universitarias madres solteras, expresaron sus motivaciones y denodados esfuerzos académicos para estudiar y concluir sus respectivas carreras a nivel licenciatura en el campus Hermosillo de la Unidad Regional Centro.

Dayren Antelo, estudiante del octavo semestre de la Licenciatura en Derecho dio a conocer que hace un año se enteró que estaba embarazada de su ex novio con quien vivía en pareja. “Antes de enterarme de que estaba embarazada hice el cambio a Hermosillo porque nos vendríamos a vivir acá, pero por una y otra circunstancia mi relación con el muchacho no fue nada bien y terminé siendo mamá soltera”, señaló.

Indicó que el semestre que tomó aquí en el campus Hermosillo fue en línea, explicando que en diversas ocasiones se le dificultaba su aprendizaje porque tenía problemas o riesgo de parto prematuro pero que sus docentes fueron compresivos, con el resultado de que hasta este semestre tiene un promedio de 93 de desempeño escolar.

Dijo que ese semestre no fue la excepción para tener buenas calificaciones, pero que desafortunadamente se le complicaron las cosas: “Mi hijo nació un viernes 7 y el lunes 10 yo ya estaba tomando clases; por fortuna el inicio fue en línea pero aun así se me hace muy pesado ya que mi bebé recién nacido me levantaba a cada rato en la madrugada”.

Indicó que su primera materia fue Derecho Notarial y que para su buena suerte la abuela de su hijo tiene una notaría y que por ello entendía muy bien la asignatura. “En esa clase siempre me quedaba dormida y cuando me hicieron el primer examen fue oral. Tenía los nervios de punta porque sentía que no iba a saber nada, pero fue todo lo contrario porque no me equivoqué en ninguna respuesta”, añadió.

Comentó que todos sus exámenes de este semestre los hizo teniendo a su bebé a su lado: “De hecho el pasado viernes asistí a uno presencial y estuve acompañada de mi hijo, señalando que el maestro se ofreció en tomarlo un rato, lo mismo que una compañera del aula.

“Estuve un tiempo en Los Mochis con mi mamá, porque yo soy de allá y ella a veces me ayudaba con el niño cuando tenía muchas tareas, pero cuando regresé a Álamos ya no contaba con el apoyo de quien me lo cuidara”, agregó y recordó que fue un semestre muy pesado porque su hijo es de lactancia materna exclusiva, por lo cual no podía dejarlo encargado con nadie. “Vivimos el niño y yo solos; todo lo que tenga o quiera hacer lo hago de noche”.

Comentó que muchas veces le pedía al papá del niño que la ayudara con el niño, pero que él siempre decía que tenía mucho trabajo y pues tenía que hacerlo todo con niño en brazos.

“El apoyo que me da económicamente no es suficiente ni abastece las necesidades del niño, así que como ahora el semestre va a ser presencial tengo pensado trabajar y llevar las últimas cinco materias que me faltan; quiero aplicar para la beca de mamás solteras esperando que me la den ya que esa podría ser una muy buena ayuda para mí y el niño, más ahora que estoy a casi nada de terminar y titularme”, expresó.

A mi hijo, la verdad, subrayó, “no lo dejo solo por nada en el mundo y me parte mucho el corazón que ya al próximo semestre si tenga que descuidarlo un poquito más, pero con el favor de Dios todo se va acomodar para poder ofrecerle la vida digna que merece. Sé que mis calificaciones van a bajar un poco este semestre, pero hago lo mejor que puedo y todo lo que está en mis manos para no desatender la escuela ni a mi hijo”, concluyó.

Sus hijos, su gran aliento
Por otra parte, se entrevistó a una joven madre soltera egresada de la carrera de administración y quien trabaja en un área de servicios en esta casa de estudios, dando a conocer los esfuerzos que hoy realiza en su hogar y el trabajo para dar atención y formación a sus dos hijos, de once y ocho años de edad.

“Estoy agradecida con la Universidad de Sonora por la oportunidad de trabajo que me ha dado tras su egreso de la carrera. Expresó que, como universitaria, el aliento más importante de su vida, como madre soltera, son precisamente sus dos hijos, por quienes se esmera en atenderlos para darles la mejor calidad de vida posible.

Becas estudiantiles
En la Universidad de Sonora continúa vigente el programa de apoyo becario del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) dirigido a toda aquella estudiante regular a nivel licenciatura en su condición de ser madre soltera.

La gestión del beneficio, como un estímulo académico, se lleva a cabo a través de la Dirección de Apoyo a Estudiantes de la Universidad de Sonora.

Para la obtención de la beca estudiantil, el Conacyt establece que la aspirante no cuente con una pareja que habite en el mismo domicilio, así como tener un hijo menor de 18 años y ser una alumna regular, sin materias reprobadas y tener un promedio general mínimo de 80.

Incluso, se otorga a estudiantes universitarias que estén divorciadas, viudas o separadas y que fungen como jefa de familia.

Asimismo, el organismo científico les ofrece un apoyo complementario para la compra de equipo de cómputo, gastos de material escolar y servicios médicos, así como otras herramientas educativas, con el fin de promover su formación y competencias académicas.

De acuerdo a la convocatoria anual que hace ese organismo, la selección de las becarias destinatarias se realiza mediante procedimientos competitivos, eficientes, equitativos, transparentes y públicos, sustentados en méritos y calidad. Los apoyos que se otorgan están sujetos a procesos de evaluación, selección, formalización y seguimiento, en términos del marco normativo que corresponde a cada programa.

También se señala que en la asignación de recursos a las beneficiarias no existe discriminación a las solicitantes por motivos de origen étnico o nacional, edad, discapacidades, condición social, de salud, religión, opiniones, preferencias sexuales, estado civil o cualquier otro que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de éstos.

La convocatoria se publica una vez al año, por lo general es en los meses de abril o mayo, y comienzan a hacerse efectivas en el siguiente semestre y hasta que la persona beneficiada concluya sus estudios profesionales, incluyendo los ciclos académicos que se necesiten para la obtención del título o grado equivalente.

Las jóvenes interesadas en este apoyo, pueden acceder al portal de la Dirección de Servicios Estudiantiles y postularse para la próxima convocatoria, misma que se publica en la página: http://www.dise.uson.mx/.

Jesús Alberto Rubio

Deja un comentario

newsletter
campus

Recibe directamente en tu correo electrónico la edición semanal de Campus con los artículos de opinión más destacados sobre el sector educativo y los temas de coyuntura nacional e internacional.

Bienvenido

Contenido exclusivo para suscriptores

CAMPUS

Ingresa a tu cuenta

Regístrate a Campus

Contenido exclusivo suscriptores

Modalidad en línea

  • Examen de Habilidades y Conocimientos Básicos

ESTAMOS PARA SERVIRTE

Mándanos un mensaje para atender cualquier apoyo que necesites sobre el sitio Campus, el suplemento semanal, nuestros productos y servicios.

A %d blogueros les gusta esto: