Analizan protocolos contra violencia de género en universidades mexicanas

Elena Tapia Fonllem realiza la investigación con la colaboración de la comunidad de la Unison y la BUAP para conocer si estas estrategiass están funcionando

Elena Tapia Fonllem, licenciada y maestra en Sociología por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Para conocer si los protocolos de atención y prevención contra la violencia de género en las universidades están funcionando y si es preciso hacer algunas recomendaciones, se realiza una investigación con los grupos integrantes de la comunidad universitaria en al menos dos instituciones a nivel nacional.

Elena Tapia Fonllem, licenciada y maestra en Sociología por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), realiza la investigación con la colaboración de la comunidad Universidad de Sonora y la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla.

Explicó que, mediante entrevistas personales y grupos focales con docentes, trabajadores y alumnos de ambas instituciones educativas, realiza sondeos para saber, primeramente, si conocen los reglamentos y protocolos que cada universidad ha creado a raíz de la existencia de leyes para la igualdad entre hombres y mujeres; del derecho de la mujer a tener una vida libre de violencia y la Ley de protección a los niños y adolescentes que se han generado legislativamente.

“Estamos haciendo esta investigación porque, a raíz de estas leyes, las universidades han elaborado sus protocolos de atención a la violencia, proceso que viene registrándose aproximadamente desde el 2016, siendo la UNAM la primera en elaborar su protocolo”, comentó al señalar que la Unison lo puso en marcha en el 2019.

Argumentó la importancia de buscar una mayor difusión de las legislaciones relacionadas a la violencia y a la igualdad de género, considerando que la Ley de las mujeres a una vida sin violencia fue elaborada desde 2007 y no fue sino hasta el 2015 y el 2016 cuando comenzó a verse un incremento en el número de denuncias y movilizaciones.

“Creo que las mujeres comenzaron a conocer la Ley y a apropiarse de ellas hasta el 2015 y el 2016 cuando las denuncias y movilizaciones comenzaron a verse de manera más fuerte; aun cuando también esto iba acompañado en un contexto nacional de violencia y feminicidios que han ido en aumento”, compartió.

Ante esta aseveración, Tapia Fonllem dijo que hay quienes dicen que estos fenómenos, el de la violencia contra la mujer y el feminicidio han aumentado, pero también hay quienes dicen que ahora se denuncian más los casos.

“Yo creo que es una combinación de ambas cosas, pues, por un lado había desconocimiento de los derechos que no existían, una ley de igualdad entre hombres y mujeres y que empezando el siglo 21 ya existe.

“Hay un conjunto de leyes y, nuestras mujeres, nuestras estudiantes, ya se enteraron y no sólo porque les informan en las universidades, sino porque existen en las redes sociales y porque se enteran no solo de lo que pasa en México, sino de todo lo que sucede en el mundo”, estableció.

La investigación que desarrolla y que está en la fase de levantamiento de información con las entrevistas, espera que quede terminada para finales del año con las conclusiones de las dos universidades en las que se encuentra trabajando actualmente, con posibilidad de incluir otra institución más.

“Queremos saber qué grado de éxito están teniendo estos protocolos en las universidades, como se aplican los mecanismos y poder, desde luego de manera muy respetuosa, hacer alguna recomendación a las instituciones sobre las oportunidades de mejorarlos”, explicó.

Contribuir, añadió, en las áreas de oportunidad que se presenten y conseguir que se cumpla el objetivo de prevenir; que el estudiantado, el profesorado y también los trabajadores y trabajadoras se apropien de los instrumentos y logren construir una comunidad universitaria libre de cualquier tipo de violencia.

“Cuando hablamos de violencia, no sólo es violencia de género, no solamente violencia hacia la mujer, también hacia los hombres que puedan estar siendo violentados por manifestar sus preferencias sexoafectivas distintas a las consideradas normales, pues sabemos que luego existen casos de jóvenes que se sienten violentados.

Incluir materias sobre igualdad de género en los programas académicos
Además de que el reporte final de este análisis de la violencia de género en la Universidad de Sonora será entregado a las autoridades universitarias, la investigadora consideró que se establecerá también la necesidad o pertinencia de incluir, en los planes de estudio una o algunos programas o materias relacionadas con el tema de la igualdad de género.

“Estamos encontrando una actitud muy positiva para que el tema forme parte de las materias que se lleven en el plan de estudios, pero será parte de lo que se reporte en la investigación”, asentó.

_____

Beatriz Espinoza

Deja un comentario

newsletter
campus

Recibe directamente en tu correo electrónico la edición semanal de Campus con los artículos de opinión más destacados sobre el sector educativo y los temas de coyuntura nacional e internacional.

Bienvenido

Contenido exclusivo para suscriptores

CAMPUS

Ingresa a tu cuenta

Regístrate a Campus

Contenido exclusivo suscriptores

Modalidad en línea

  • Examen de Habilidades y Conocimientos Básicos

ESTAMOS PARA SERVIRTE

Mándanos un mensaje para atender cualquier apoyo que necesites sobre el sitio Campus, el suplemento semanal, nuestros productos y servicios.

A %d blogueros les gusta esto: