Podcast CAMPUS
Al aire

Coepes: La Vuelta del Pasado / 2

Aunque las comisiones han tenido un impacto positivo en el pasado, las nuevas realidades requieren de estas partir de nuevos y actualizados diagnósticos para proyectarse hacia el futuro

Carlos Pallán Figueroa

Puede leer la primera parte aquí.

Las Comisiones Estatales para la Planeación de la Educación Superior (Coepes) forman parte integral del Sistema Nacional de Educación Superior (SNEES), según lo prescribe la Ley General de Educación Superior (LGES), puesta en vigor en abril pasado. Tal como se mencionó en este espacio una semana atrás, esos organismos tuvieron un ciclo de auge y caída desde fines de los años setenta a la primera mitad de los noventa. Constituyeron una política de la SEP muy importante, aunque heterodoxa: se establecieron con base en acuerdos de la autoridad federal, fueron dotados de recursos financieros de ahí provenientes, funcionaron en estrecha colaboración con la Anuies. Pero… nunca fueron formalizados en legislación federal o estatal alguna. Su caída residió, en buena parte, en esa última circunstancia. El mérito de la LGES es haber reconocido su valía histórica y, ahora sí, incorporarlas como una de sus instituciones o componentes relevantes.

De acuerdo con dicha normatividad, las Coepes deben ser consideradas en cada entidad federativa como una instancia indispensable para “la coordinación local de las estrategias, programas y proyectos, así como para la planeación del desarrollo de la educación superior” (Art. 54). Su integración comprende a representaciones de las autoridades federal y locales, a las instituciones públicas de los tres subsistemas del estado, las instituciones particulares, así como las autoridades de ciencia y tecnología y de vinculación locales.

Por lo que corresponde a las funciones de estos organismos, cinco de ellas son destacables, aparte del objetivo general ya mencionado: a) colaborar con la autoridad local en la elaboración del programa estatal de educación superior; b) diseñar estrategias para que la obligatoriedad de la educación superior pueda tornarse efectiva, así como para la reorientación de la oferta educativa; c) proponer criterios para la creación de nuevas instituciones y programas; d) participar dentro del Consejo Nacional para la Coordinación de la Educación Superior; e) impulsar procesos de evaluación de las IES, así como formular recomendaciones para la mejora continua.

La reunión de la Coepes en Guanajuato, referida aquí la semana pasada, fue trascendental para el nuevo SNES (la primera en muchos años), pero de continuidad para ese órgano estatal que nunca desapareció y continuó funcionando, no obstante lo sucedido en su derredor, en la República. De ahí la importancia simbólica, pero real, para Guanajuato y el gobierno federal del acto del sábado pasado. Aunque allí se abordaron aspectos que forman parte de la política educativa de ese estado, todo ello se hizo en el marco de la Coepes que (con todo y los problemas), nunca dejó de funcionar. Presidida por el rector de la Universidad de Guanajuato, Luis Felipe Guerrero Agripino, contando con la asistencia la 64 miembros de otras tantas instituciones, más la presencia de autoridades federales, encabezadas por el subsecretario de educación superior, Luciano Choncheiro y el secretario de educación del estado, Jorge Hernández Meza.

Conclusiones
• A través de la de Guanajuato, las Coepes reaparecen con nuevas vestiduras, casi medio siglo después de haber sido creadas. Ahora totalmente formalizadas en la Ley General de Educación Superior, formando parte integral del recién instituido SNES.
• Las Coepes ya se han venido reinstalado en toda la República. Empero están con el tiempo encima en algunas de las actividades que debieron haber desarrollado semanas atrás. El transitorio quinto de la LGES indica que el marco jurídico de la entidad federativa en esa materia debió haberse armonizado, a más tardar, el 21 de octubre pasado. Aparentemente, ninguna legislatura ha cumplido con tal responsabilidad, misma que debería efectuarse en conjunción con la propia Coepes.
• Volver al pasado o rescatar lo positivo de lo efectuado 40 años atrás no significa, ni mucho menos, que lo determinado en aquel tiempo sirva de manera completa a lo ahora existente. Las nuevas realidades imponen a estos organismos la obligación de partir de nuevos y actualizados diagnósticos para poder proyectar su actividad futura. Una de las primeras será elaborar en los próximos meses el programa estatal correspondiente, una muy valiosa innovación contenida en la LGES.

Deja un comentario


newsletter
campus

Recibe directamente en tu correo electrónico la edición semanal de Campus con los artículos de opinión más destacados sobre el sector educativo y los temas de coyuntura nacional e internacional.

Bienvenido

Contenido exclusivo para suscriptores

CAMPUS

Ingresa a tu cuenta

Regístrate a Campus

Contenido exclusivo suscriptores

Modalidad en línea

  • Examen de Habilidades y Conocimientos Básicos

ESTAMOS PARA SERVIRTE

Mándanos un mensaje para atender cualquier apoyo que necesites sobre el sitio Campus, el suplemento semanal, nuestros productos y servicios.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en pinterest
A %d blogueros les gusta esto: